Control de accesos o cómo mejorar la seguridad en tu empresa

por Comunitelia
en Blog

Controlar el acceso de personas o vehículos a las empresas es sinónimo de seguridad, protección y privacidad. Con un sistema adecuado se puede evitar el paso de personas y vehículos no autorizados y delimitar el acceso al personal de la empresa a zonas restringidas o en horarios diferentes a los establecidos.

Las nuevas tecnologías han abierto un abanico de soluciones a medida para que las empresas, sean del sector que sean, puedan controlar el acceso a sus instalaciones de acuerdo a sus necesidades. Se trata de una inversión muy rentable que toda empresa tendría que contemplar dentro de sus planes de seguridad por sus numerosas ventajas.

En lo que se refiere a intrusiones ajenas los beneficios están muy claros, no solo porque se protege la actividad empresarial y la información ante los extraños, sino también porque se evita que estas personas o vehículos no autorizados puedan acceder, simplemente por descuido, a dependencias donde puede existir riesgo o peligro. Puede ser el caso por ejemplo de una bodega en época de vendimia donde hay maquinaria como el sinfín que solo deberían manipular trabajadores cualificados o zonas donde solo debería transitar personal autorizado como el descargadero.

Respecto a la actividad interna de la empresa una de las grandes ventajas es la disminución de los riesgos laborales. En primer lugar, porque es posible controlar los movimientos del personal y en segundo lugar porque se restringe o se impide su acceso a aquellas áreas con más peligro. Además, se gana en seguridad en la cadena de producción y se protege la información.

Y es que, controlando las entradas y salidas a pie de todo el personal, bien sea en la entrada principal o entre dependencias, se puede manejar toda la información en tiempo real sobre el aforo lo que minimiza los riesgos en caso de tener que realizar una evacuación de emergencia.

Del mismo modo, también se puede y debe controlar el acceso de vehículos al aparcamiento de la empresa bien para contabilizar los que entran y salen a través de reconocimiento de matrícula, por ejemplo- o para permitir la entrada solo a los autorizados.

Existen en el mercado numerosos dispositivos para el control de accesos peatonal y vehicular.  Tornos, barreras, puertas abatibles, lectores de tarjeta, de huella o reconocimiento facial son algunos de ellos.

En Comunitelia tenemos una solución a medida para el control de personas y vehículos en tu empresa. Te ayudamos a elegir la opción que mejor se adapte a las características de tu organización para que puedas reducir gastos innecesarios y aumentar la rentabilidad. Quiero más información